¿POR QUÉ CONSTRUIR CON MADERA?

thumbnail

 

Los países desarrollados son los que más emplean madera para la construcción de viviendas, edificios y estructuras. Además, son quienes más se están preocupando por el ambiente y la sostenibilidad de los procesos productivos.

Las estadísticas mundiales indican que en Europa y Norteamérica (EEUU y Canadá) el 90% de las construcciones de 1 a 3 niveles son fabricadas con estructuras de madera. No se puede dejar fuera casos como el de Japón (uno de los países más sísmicos del mundo) y el estado de California, en los cuales se construye casi exclusivamente con madera debido a sus propiedades antisísmicas. En cuanto a países de Latinoamérica encontramos el caso de Chile, que a partir de la década de los 80 comenzó con el apoyo gubernamental a promover la utilización de la madera—en específico en el sector de la construcción—dando como resultado que al día de hoy el 60% de la construcción de viviendas está fabricado con madera.

Beneficios de una construcción hecha con madera:

ESTÉTICA

La belleza de la madera es un gusto que la humanidad ha tenido a través de su historia, ya que es un material natural que siempre ha sido apreciado por sus propiedades físicas como material de construcción y sus propiedades estéticas. ¿A quién no le gusta un bonito mueble de madera, o una pérgola donde se pueda sentar a leer y escuchar música, o bien compartir con la familia? Es un placer que surge de lo práctico, ya que precisamente la madera es un material que combina ambos factores: la versatilidad con la belleza natural.

ESTRUCTURA

Los beneficios de la madera como material de construcción, tanto estructural como de revestimiento son los siguientes:
Sismo Resistente: La construcción con madera utilizando estándares internacionales es más resistente a los sismos que la construcción tradicional utilizando concreto y block, debido a que es un material más liviano (1/6 del peso de una construcción tradicional) y con mayor flexibilidad (posee un punto de ruptura más alto que el concreto armado). Por lo tanto, la construcción de madera es capaz de absorber el movimiento de un sismo sin que su estructura colapse. Esto obliga a que se piense en la seguridad de nuestras familias en caso de un eventual terremoto (que para Guatemala tiene alta probabilidad de ocurrencia.

CARACTERÍSTICAS TÉRMICAS

La madera es un material aislante natural, por lo que no absorbe el calor ni el frío y sirve como una barrera que mantiene el interior de la construcción con una temperatura mucho menos variable que en el exterior. Esto se puede potencializar aún más utilizando aislantes en paredes exteriores y techos. Todo esto se refleja en un ahorro de energía en calefacción o aire acondicionado hasta del 60%, ya que la estructura celular de la madera proporciona un aislamiento térmico excelente: 15 veces mejor que el hormigón, 400 veces mejor que el acero y 1770 veces mejor que el aluminio. Un tablero de madera de 2,5 cm. tiene mejor resistencia térmica que una pared de ladrillo de 11,4 cm6. Esto se verá reflejado en la salud de su familia, ya que evitará padecer de alergias, asma y sinusitis a raíz de la humedad absorbida por las paredes.

ECOLOGÍA

Contrario al pensamiento popular, la construcción con madera hecha de manera sostenible ayuda al ambiente y a la reducción del calentamiento global. Si vemos la huella de carbono (cantidad de CO2 liberada en la atmósfera) de la construcción tradicional de hierro, concreto y block libera alrededor de 2 toneladas métricas de CO2 por metro cúbico de materiales utilizados, mientras que el valor para la madera es negativo (es decir, que en vez de liberar CO2 a la atmósfera ayuda a captar este y convertirlo en madera). La madera es el material constructivo renovable por excelencia, lo cual quiere decir que la podemos utilizar aprovechando los bosques y plantaciones, y se renueva al volver a sembrar y así repetir el ciclo. Lo importante es que los bosques sean manejados de manera sostenible, lo cual PROMADE viene realizando desde hace más de 15 años, estableciendo plantaciones voluntarias en lugares que anteriormente eran utilizados para la ganadería y se encontraban altamente degradados.

CALIDAD

La calidad que garantiza PROMADE está basada en el trabajo profesional y en la gestión de calidad, desde el procesamiento de la materia prima (madera), pasando por el diseño arquitectónico y el trabajo de instalación del equipo de construcción. Con lo cual se entrega un producto a la medida de las necesidades del cliente y con los mejores estándares de calidad.

MAYOR DURABILIDAD

Alrededor del mundo existen muchos ejemplos de construcciones con madera que han perdurado por siglos. Las construcciones con madera tratada, bien diseñadas y apropiadamente construidas, con especificaciones para cada condición climática pueden durar mucho más tiempo que la construcción tradicional. El promedio de vida útil de una casa de madera está entre 80 y 100 años, mientras que una construcción tradicional de block y concreto dura entre 50 y 60 años. PROMADE brinda un tratamiento químico a la madera que garantiza la resistencia y un efectivo control de termitas, insectos y evita la pudrición por hongos y bacterias.

VERSATILIDAD

Las casas de madera le permiten hacer cambios, ampliaciones y modificaciones arquitectónicas de manera práctica, rápida y sin debilitar la estructura.